[¿Quién es?] Tatsuya Ishii, vol. 1

Tatsuya Ishii nació un 26 de setiembre allá por 1959 en la prefectura de Ibaraki, en Japón. Tal vez por su signo solar, Libra, desde temprana edad sentiría una profunda llamada por los vericuetos del arte, teniendo una precoz introducción a la música de la mano de su padre (quien tendría gran influencia a lo largo de toda la vida de aquel), y tomando clases de piano apenas tuvo uso de razón, manos y oídos.

Llegada su adolescencia, su decisión de ingresar a la universidad a la carrera de dibujo no hizo más que confirmar su vocación artística, de la que sin duda jamás se arrepintió en los años venideros. Tanto su bagaje artístico, musical y cultural se incrementarían considerablemente en esta época, y sus primeras notables obras serían el caldo primigenio de su inspiración musical, de sus creaciones (en pintura y escultura) hacia la música y de esta hacia aquellas. La concepción del arte desde el propio arte.

Hizo su debut en 1982 con la exultante banda de funk/pop “KOME KOME CLUB” (el Club del Arroz Arroz), donde bajo el alias de “Carl Smoky Ishii” trabajo sin descanso durante casi una década y media en prácticamente la totalidad de las canciones de la banda, el diseño de innumerables vestuarios y grandiosos escenarios para sus numerosos conciertos, entre otras actividades relacionadas a ello. Fruto de sus dantescos esfuerzo es que en 1985 la banda obtendría un galardón a Mejor Video Musical de la cadena internacional MTV.

Durante esta etapa grupal cosechó muchos éxitos de ventas y radiales, tales como “Roman Hikou” y “Kimi ga iru dake de”, pese a lo cual decidió ampliar su repertorio artístico e incursionar intempestivamente en el mundo cinematográfico, dirigiendo dos películas de corte dramático: “Kappa”, en 1994, y “ACRI: La leyenda del homo aquarian” en 1996. Cabe resaltar que colaboró arduamente en la creación de sendos vestuarios, disfraces, guiones fílmicos y sobre todo, memorables bandas sonoras.

De ambas, la segunda (con sonoridades pop, sinfónica y de guitarra acústica que reflejaban el espíritu marino, parte animado y parte dramático de la cinta) se creó en colaboración con Nobuo Ariga (talentoso compositor de bandas sonoras para series y películas, v.g. la del anime “Kare Kano”) además del mítico y versátil Char, uno de los mejores y más respetados guitarristas del Japón, quien merece un post aparte.

Durante algunos años de su carrera junto a Kome Kome Club, elaboró algunas propuestas en solitario, atreviéndose a lanzar un single bajo el nombre de “P・SMOKE” en 1991 (una performance televisiva de este paréntesis incluiría a Char como invitado) . Tras la buena época como líder y cuasi-productor de KOME KOME CLUB decidió disolverlo en 1997 (pese a todo, la nostalgia ocuparía nuevamente espacio en medio de sus exitosos proyectos y decidiría reunir a sus viejos colegas una década más tarde), y dar por fin comenzó a su carrera como solista.

Dados sus inagotables talentos artísticos (que incluso lo llevarían a componer canciones para otros artistas, para instituciones privadas -Disney Japón por mencionar la más importante- y para el mismísimo gobierno imperial japonés) en 2005 le sería confiado el diseño de la distribución espacial del complejo comercial “OSAKA HEP Five”, y tres años más tarde se encargó de la producción de los shows artísticos en la Aichi World Expo “Sabiduría de la Naturaleza”, donde además produjo el símbolo conceptual “Aira” (nombre de otro de sus singles musicales lanzado por esta época), a propósito del 150 aniversario del nacimiento de la industria del hierro y acero en el país del sol naciente.

Por otro lado, profundamente conmovido por los catastróficos atentados terroristas del 11 de setiembre de 2001 en Nueva York, Tatsuya empieza a gestar un nuevo concepto artístico y musical, y a partir del año siguiente inaugura su gran proyecto mensajero de amor y paz denominado “GROUND ANGEL” (ÁNGEL TERRENAL). Este proyecto, simbiosis entre una performance visual y musical urbana de proporciones colosales (proyección virtual de bellas pinturas de ángeles y niños en muros de diversas ciudades), no escatimó en gastos al usar tecnología de proyección novedosa hasta ese momento en Japón.

Dicha performance ha sido contemplada por más de 900.000 personas en Yokohama (2002-2004), Hiroshima (2005-2006) y Tokio (2007-2009). Bajo el lema “We will start with thinking” (Comenzaremos pensando) a lo largo de una década se han producido anualmente diversos eventos conceptuales y musicales GROUND ANGEL, todos ellos llevando un cálido y profundo mensaje de reflexión y hermandad.

Asimismo, surge su nuevo alter ego musical, T.I. Grand Project (correspondiente a las siglas de su nombre), bajo el cual lanzará en los años siguientes varios discos y canciones, amén de diversas y finas obras artísticas cuya venta al público será destinada a fines altruistas. Así, en 2005 produjo un single, “GROUND ANGEL in Hiroshima”, un sentido homenaje a la nefasta explosión atómica en dicha ciudad en 1945, durante la cruenta Segunda Guerra Mundial.

Como diseñador industrial ha elaborado un sinfín de elementos como un ordenador portátil, un teléfono móvil, joyas, bisutería, vajilla, útiles de escritorio, siempre alimentado por la misma inspiración que da luz a sus cuantiosas obras de arte exhibidas siempre en fastuosas exposiciones -siempre por él producidas-. Entre ellas se cuentan la “Mirai Iseki Ten” (Ruinas del futuro) en 1994, “Kuusou Bijutsukan” (Museo Imaginario) en 1997, “Sho Ten (Ascención)” en 1999, “NUDE” entre 1999 y 2002, y “White Venus” en 2006.

En 2008 presenta “KAODAMA” (rostros de los espíritus), una significativa muestra de máscaras homónimas, objetos místicos y espirituales creados por monjes budistas desde tiempos ancestrales, que fue expuesta en el Mori Arts Center Gallery, y luego en el Templo Yakushiji Nara.

Pese a un descanso temporal debido a un declive en su salud y a la muerte de su amada figura paterna, en 2009 continuó con su habitual ritmo de conciertos y presentaciones artísticas, así como una breve colaboración por la cual encarnaría a un personaje alienígena de una escena de la serie de ciencia ficción “Sanctuary”, transmitida por la cadena SyFy en 2010. El otoño de este año marca una transición artística y humana en la vida de Ishii-san, puesto que celebró a lo grande el 25º aniversario de su infatigable y prácticamente ilimitado quehacer artístico.

Todo ello lo ha llevado por los escenarios de todo Japón hasta el día de hoy, dado que actualmente ha lanzado al mercado un último disco, “LOVE”, con el cual invita a sus fans a celebrar el 15º aniversario de su carrera en solitario en una nueva y magnífica gira de tres meses.

Anuncios

Publicado el 14 octubre, 2012 en Cine, Fuera de Asia, Tatsuya Ishii y etiquetado en , , , , . Guarda el enlace permanente. 1 comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: